PRINCIPIOS

¿Quienes somos?/Principios


 

Igualdad sustantiva y derecho a la no discriminación

La Gran Misión apunta a mejorar las condiciones de convivencia y seguridad ciudadana para todos y todas los venezolanos, sin discriminación y apuntando a corregir inequidades en el disfrute de los derechos de la población. La búsqueda de la igualdad sustantiva y la universalización del desfrute de los derechos, a partir del reconocimiento de las desigualdades fácticas, implica priorizar la acción de la Gran Misión en aquellos territorios y poblaciones que más lo necesiten.

Corresponsabilidad, participación y movilización popular

La Gran Misión generará alianzas con sectores sociales y organizaciones populares, tanto para la validación de su diseño (diagnóstico, objetivos y medios); como para la ejecución y evaluación de la propia Gran Misión. El fortalecimiento de la organización y movilización popular en torno a sus derechos, es entendido aquí como un componente fundamental de la convivencia solidaria, que la Gran Misión apunta promover.

Enfoque de derechos e interdependencia

La Gran Misión adopta el enfoque de derechos humanos. En consecuencia, sus acciones son vistas como el cumplimiento de obligaciones del Estado en materia de garantía de derechos, que pueden y deben ser exigidas por la población. En el desarrollo de la Gran Misión la población, y en particular los sectores populares, deben ser fortalecidos y empoderados en su conciencia de derechos, en el acompañamiento crítico-propositivo del desarrollo de la Gran Misión. La Gran Misión involucra el cumplimiento de un conjunto interdependiente de derechos, por tal razón, se trata de una política pública enraizada al resto de las políticas del Gobierno Bolivariano, orientadas a la construcción de la máxima felicidad posible y la vida digna.

Interagencialidad y articulación

La Gran Misión es un esfuerzo interagencial, en donde se articulan de manera colaborativa instituciones del sistema de justicia penal con instituciones públicas responsables de derechos sociales y atención a grupos vulnerables.

Transparencia y eficiencia

La Gran Misión es transparente en su gestión, por lo que contará con un sistema de indicadores de estructura, proceso y resultado que permita su monitoreo, evaluación y rendición de cuentas. El uso racional del talento humano y de los recursos materiales y presupuestarios, en función del logro de sus metas y objetivos, en apegado a los principios y enfoque ético-político de la Gran Misión, es el criterio rector de la gestión.